fbpx
Connect with us

Hola, ¿qué estás buscando?

Planeta GolfPlaneta Golf

Business

Las claves del LIV Golf, un modelo internacional con espíritu de equipos sustentado por premios millonarios

Por Lautaro López

El LIV Golf irrumpió en la escena del golf mundial con una carta de presentación que es su arma de seducción: cifras exorbitantes de dinero a repartir tanto en premios como en contratos para atraer a las grandes figuras hacia una gira con un sistema innovador que busca revolucionar el golf.

Los montos resultan impactantes aún para un deporte como el golf que se caracteriza por ofrecer elevadas bolsas a los jugadores. El poder de fuego con el que cuenta la nueva gira quedó demostrado con la revelación de Greg Norman, CEO y Director Ejecutivo, quien comentó que Tiger Woods había rechazado la suculenta oferta de entre 700 y 800 millones de dólares.

Nuevas figuras aparecen en el radar del LIV Golf

La gira LIV Golf aumentó a trece la cantidad de campeones de majors (Bubba Watson aún se recupera de una lesión). Las incorporaciones rutilantes de Cameron Smith y Joaquín Niemann agregan juventud a una lista de talentos con buena actualidad como Dustin Johnson, Bryson DeChambeau, Brooks Koepka, Abraham Ancer, Carlos Ortiz y Sergio García. Además, tienen a grandes proyectos como el español Eugenio López Chacarra que tuvo destacadas actuaciones como amateur.

Con la finalización de la Copa FedEx se oficializaron los nuevos nombres con figuras importantes y de muy buen presente en el PGA Tour. El más resonante es el caso de Cameron Smith, ganador del Abierto Británico, seguido por el chileno Joaquín Niemann que con 23 años se convierte en una contratación estelar dada su proyección.

Para contrarrestar otras posibles salidas, el PGA Tour anunció incrementos en los premios a repartir en una cantidad de torneos en los cuales se comprometieron a jugar los mejores jugadores. El comisionado del PGA Tour, Jay Monahan, dio una conferencia de prensa sin tener todos los detalles, lo cual puede interpretarse como un intento de mejorar la oferta del circuito para retener a más figuras antes de que se concreten las salidas. Cameron Young estaba señalado como uno de los que podría emigrar, pero dichos cambios lo llevaron a permanecer en el PGA Tour.

Además, otra de las medidas fue ampliar y reforzar el Player Impact Program (PIP), un proyecto implementado para recompensar económicamente a los golfistas más populares con el fin de evitar su salida al LIV Golf.

A un click de los mejores vinos del mundo

Lo que estamos tratando de hacer es asegurarnos de que mientras miramos hacia el 2023, los mejores jugadores del mundo continúen jugando en el PGA Tour”, aseguró Monahan en la conferencia de la semana pasada. Sin embargo, cinco de los beneficiarios del Player Impact Program en 2021 como DeChambeau, Johnson, Brooks Kooepka, Phil Mickelson y Bubba Watson se marcharon. También ratificó que no autorizará a competir a quienes jugaron en el LIV Golf y recordó con énfasis la demanda presentada por un grupo de jugadores.

Los cambios implementados del PGA Tour despiertan el interrogante acerca de si dichas modificaciones se hubiesen implementado de no haber surgido un contrincante de peso como el LIV Golf. Y renuevan algunos debates acerca del reparto del dinero del circuito estadounidense y su falta o no de innovación.

En cierto modo, la serie de eventos por equipos que se jugará los lunes por la noche, le da la razón a las críticas realizadas por Phil Mickelson sobre la necesidad de renovación del PGA Tour. Por otro lado, el lema de meritocracia pura sostenido por el circuito estadounidense (enfatizado como opuesto al dinero asegurado por parte del LIV Golf) muestra debilidades ante los anuncios de ganancias garantizadas y un programa como el PIP que no responde al rendimiento deportivo.

Yasir Al-Rumayyan, hombre de confianza del príncipe heredero Mohamed Bin Salman

Por mucho que probablemente no quiera darle ningún tipo de crédito a Phil, sí, había ciertos puntos que él estaba tratando de hacer. Pero hay una manera de abordarlos. Hay una manera de colaborar. Reúnes a todos los mejores jugadores del mundo y los pones en la misma página. Luego van al Tour y sugieren ideas y trabajan juntos”, admitió Rory McIlroy la semana pasada en conferencia. Y agregó: “Algunas de las ideas (de Mickelson), ¿tenían mérito? Por supuesto. Pero simplemente no lo enfocó de la manera correcta”.

El poder del dinero

La base en la cual radica el poder del LIV Golf es, a su vez, el principal motivo de crítica de sus detractores. La fuente de su financiamiento procede del Fondo de Inversión Pública (PIF, por sus siglas en inglés), respaldado en última instancia por inyecciones de capital de Saudi Aramco, la compañía petrolera de propiedad estatal.

Creado en 2015 con el objetivo de diversificar la economía para disminuir su dependencia del petróleo, el PIF ha realizado inversiones en empresas reconocidas mundialmente como Disney, Facebook, Tesla, Boeing y Citibank. Actualmente, Uber y Softbank forman parte de su cartera de negocios.

En los últimos años, la nación saudí desarrolló diversas acciones para darse a conocer al mundo a través de algunos de los deportes más convocantes en el mundo occidental. El país aloja la Supercopa española de fútbol, posee una fecha en el calendario de la Fórmula 1, máxima categoría del automovilismo mundial en el circuito de Jeddah y, en 2021, adquirió el club inglés Newcastle United de la Premier League (primera división de Inglaterra) con un consorcio conformado por el PIF junto a PCP Capital Partners y RB Sports & Media.

El ingreso al fútbol británico mediante la adquisición de un club generó un cuestionamiento por parte de Amnistía Internacional: “Esta compra es el intento de Arabia Saudita de usar el prestigio y el glamour de la Premier League como un instrumento de propaganda para distraer la atención del récord abismal de ese país en materia de vulneración de los derechos humanos”.

El organismo sostiene que estas acciones por parte de Arabia Saudita constituyen un mecanismo que busca lavar la imagen del país mediante el uso del deporte. El principal señalamiento es producto de un caso que generó impacto a escala mundial: el asesinato del periodista de The Washington Post Jamal Khashoggi el 2 de octubre de 2018 en la embajada de Arabia Saudita en Estambul. Khashoggi estaba considerado como “enemigo de la monarquía” y su cuerpo nunca fue hallado.

Renovación del golf

Un protagonista central en el LIV Golf es Yasir Al-Rumayyan, hombre de confianza del príncipe heredero Mohamed Bin Salman. Al-Rumayyan es la cara visible del PIF hace cinco años y figura como director del Newcastle y también oficia de nexo entre Greg Norman y el reino saudí.

¿Podrán contactarse conmigo por más información respecto al viaje a Dubái?

En su primer año, la gira se planteó realizar ocho torneos con un field de 48 jugadores y con un sistema de juego a 54 hoyos sin corte clasificatorio que combina una competencia individual y una por equipos en la cual todos juegan al mismo tiempo comenzando sus rondas por distintos hoyos. Para 2023, anunciaron la ampliación de su calendario a 14 eventos, con un sistema de ascensos y descensos.

Cada certamen otorga 25 millones de dólares en premios, de los cuales veinte son para la competencia individual y los cinco restantes para los mejores tres equipos. Charl Schwartzel ganó en el debut de la gira en Londres, luego triunfó Branden Grace en Portland y Henrik Stenson lo hizo en Bedminster. Cada uno obtuvo cuatro millones de dólares. En cuanto a los equipos, Stingers se impuso en Londres mientras que 4 Aces conquistó los dos eventos disputados en Estados Unidos. En tanto, el último del tablero individual recibe 120 mil dólares.

Luego de siete torneos, se definirá el campeón individual de la temporada mientras que el evento final será el Team Championship, donde competirán en equipos por un premio de 50 millones.

Lo que estamos tratando de hacer es asegurarnos de que mientras miramos hacia el 2023, los mejores jugadores del mundo continúen jugando en el PGA Tour”, aseguró Monahan en la conferencia de la semana pasada.

Además, LIV Golf se comprometió a invertir 400 millones en el Asian Tour, el cual este año se expandió y llevará a cabo eventos en el norte de África.

Modelo internacional

En su temporada debut, LIV Golf no vendió los derechos de televisación, sino que puede verse de forma gratuita a través de su sitio web y de su canal de YouTube. El modelo de transmisión del PGA Tour y el golf en general también fue y es fuente de debate. Por ejemplo, Phil Mickelson consideró “obsoletas” las largas jornadas donde los jugadores salen por tandas y una necesidad de sumar a la audiencia a una generación más joven.

El formato adoptado por LIV Golf apunta a un ritmo de acción que atrape a los espectadores, con una estética que remite a la de la Fórmula 1. El esquema del automovilismo es una referencia en varios sentidos para el LIV Golf: un modelo global que presenta a las máximas figuras de la disciplina junto a un sistema de equipos representativos de países o regiones. La visión de equipos busca potenciar, salvando las distancias, el espíritu de la Copa Ryder. Además, genera una interesante oportunidad de desarrollar la pasión de los fanáticos del golf y también los aspectos comerciales de cada franquicia.

En una entrevista brindada a Matías Miguel Torge de Hándicap 54, el mexicano Carlos Ortiz destacó: “Lo que a mí más me sorprendió es que puedes jugar en equipos y eso es algo que a mí me encanta. Ya que no solo juegas por tu score sino también por el aporte a tu equipo. En el PGA Tour los que juegan, lo hacen por sí mismo, no hay causa que apoyar por un equipo. Aquí me resulta muy motivante e inspirador que mi score sirva a mi equipo, me da una fuerza extra para pelearla en la semana”.

Ortiz también resaltó el reconocimiento de la tarea de los caddies y dijo: “En el PGA los caddies no pueden entrar al House, no comparten la comida con los jugadores, no pueden entrar donde están las familias. Resulta increíble porque son una parte muy importante del equipo. En el LIV no es así, son parte clara del equipo, suben al podio, reciben un trofeo, comparten los mismos lugares y comidas que los jugadores. Somos un grupo de jugadores y caddies que compartimos lo mismo en todo momento”. 

Una de las modificaciones del LIV Golf de cara a 2023 será establecer los jugadores fijos en cada equipo para consolidar a las franquicias, que a futuro podrán ser adquiridos por entidades o personas interesadas.

1 Comment

  1. Gerardo Martinez

    September 1, 2022 at 3:05 am

    Me parece muy bien lo q hacen por el bien del golf mundial

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

PODRÍA INTERESARTE

Suscríbete a nuestro newsletter

Recibe todas las novedades y contenido exclusivo.